Hola de nuevo, hace un tiempo que no escribo, bueno es a causa de un nuevo trabajo que me quita tiempo diario y que me deja sin muchas ganas de seguir frente a la computadora. Pero bueno, hoy quiero contarles sobre algunas experiencias paranormales para iniciar el ciclo de casas embrujadas que tenía propuesto para este mes.

Les contaré mi experiencia en una casa embrujada en San Bartolo, en una casa que, luego me enteré, es conocida como la Matusita del Sur – En otra oportunidad te contaremos sobre la famosa casa Matusita también, aunque como queda entendido se trata de una casa embrujada -.

Había ido a San Batolo junto con mi mejor amiga desde que tengo uso de razón, a visitar a un amigo de San Bartolo con la intención de que cocinara algo para nosotras ya que estudiaba para chef, sin embargo al final nos fuimos a caminar a las playas de San Bartolo y de Santa María para obtener unas fotos que yo quería hacer de los atarderecer, por cierto, tuve mala suerte y el día se nubló de porrazo y no pude hacer una buena toma.

El punto es que cuando volvíamos a casa de este amigo pasamos por una casa abandonada, dije bromeando que le tomaría una foto a ver qué salía.  El lugar me parecía interesante, tenía las ventanas rotas, la pintura gastada y se sentía en él una carga pesada. Bueno le saqué una foto de uno de sus costados con mi cámara digital y bueno lo dejé ahí para tener un recuerdo de esa casa que había atraído mi atención.

Cuando llegamos a la casa mi amigo y esperábamos para servirnos aguas empezamos a ver als fotos que haía tomado durante el día y vi, para sorpresa de todos en una de las ventanas la imagen de un hombre que casi podría dibujar. Era un hombre de cabeza delgada y cabello corto y lasio de facciones blancas, llevaba una camisa y nos miraba desde una de las ventanas. Pensé que era mi imaginación demasiado despierta y le enseñe la fotografía a mi amiga, ella vio y en un primer momento me dijo que no veia nada diferente, le pedi que se fijara en las ventanas y puso el zoom, en eso también bien la imagen del hombre en la ventana, mi amigo también lo vio junto con un orbe en la ventana izquierda dos espacios más allá de donde salía este sujeto.

Borramos la foto porque nos asustamos pero en las fotos que me tomé durante los días posteriores veía orbes alrededor  de mí.  Desde ahí me interesé por el tema y empecé a utilizar mis conocimientos en diseño para ampliarlos y ver qué había, encontré rostros, pero no muy claros, felizmente nignuno parecido al de hombre. Los orbes desaparecieron luego, pero nunca olvidaré esta experiencia con apariciones de fantasmas en las fotografías.

¿Te ha pasado algo igual? Pues cuéntame una historia

comentarios
  1. Sandra dice:

    interesante, me parece que es verdad que exista otra vida despues de la muerte, solo que todos no pueden ver..

  2. anonimo dice:

    son llamados de atencion para que ayudemos al prójimo y hagamos obras de bien, todos al morir tendremos que rendir cuentas sobre lo que hicimos y no hicimos en este mundo.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s